22/03/2021

Osakidetza

Sección sindical de CNT en Osakidetza y OSATEK

Sección sindical creada en 2020 con el objetivo de mejorar las condiciones de trabajo y mejorar el servicio a la ciudadanía, luchando por un servicio público y de calidad.

Contacto: osakidetza @ cnt-sindikatua.org

Facebook: https://www.facebook.com/cntosakidetza

  • El colectivo predoctoral llama a concentrarse el 24 en Donostia, con reivindicaciones que, “desde CNT hacemos nuestras”
  • “No puede ser que una institución que debe ser un ejemplo, trate así a sus trabajadoras”, denuncia la central anarcosindicalista.

Cuesta creer que el trabajo en la Universidad y otras instituciones de investigación forman en este país, y en tantos otros, una parte de un volumen creciente de trabajadores precarios. Tras la idea de que la investigación y la enseñanza universitaria son trabajos vocacionales y, por esta razón, de prestigio, se esconde una profunda precarización, con trabajos temporales, inestables y mal remunerados, lo que tiene un reflejo directo en la calidad de vida de todas las personas que forman la Universidad. Desde el personal de limpieza, que trabaja para subcontratas y tiene su valor constantemente cuestionado por la Universidad del País Vasco, hasta el mismo profesorado, que bajo figuras como profesorado asociado mantienen con la institución de enseñanza una relación muy similar al falso autónomo.

Quienes conocen de cerca esta realidad no se sorprenden, desafortunadamente, cuando sectores sindicales denuncian los niveles de interinidad en la Educación pública vasca: un 41% de los profesionales de educación son interinos, cuando casi el 90% de ellos tienen una antigüedad superior a 3 años[1]. En el ámbito específico de la UPV/EHU, este porcentaje sube hasta un asustador 48,8% de personal temporal[2], lo que hace que esta universidad sea una de las que no que no cumple los requisitos regulados por el estado para ser reconocida como tal – el Decreto permite un máximo de 40% de temporalidad[3]. Asimismo, la falta de estímulo y apoyo a la investigación se hace perceptible en el porcentaje de personal docente e investigador con título de doctor, que no excede el 50% del PDI (concretamente, un 46,6%)[4].

El personal investigador, a su vez, por la concatenación de contratos de “formación”, ve cómo una situación que debería ser transitoria se convierte en un modelo de contratación – así como ocurre, por otra parte, en tantos otros sectores de trabajo en España y en Europa. Una presión continua por resultados, sumada a la escasez de medios adecuados para el desarrollo de sus funciones y la alta competitividad por unas becas de investigación que casi siempre tienen en cuenta factores estrictamente cuantitativos (como la nota media de graduación o el número de publicaciones) hacen que las y los doctorandos sean un colectivo seis veces más propenso a padecer depresión y ansiedad que otros colectivos altamente formados[5].

La UPV/EHU, a su vez, demuestra constantemente una muy escasa voluntad de mejorar las condiciones laborales de quienes están desarrollando una tesis doctoral. Para empezar, este colectivo no se incluye en el Convenio Colectivo vigente, al ser considerado “personal en formación”. Por otro lado, varios y varias doctorandas con contrato de trabajo, algunas independientemente y otras por la vía sindical, acudieron a la vía judicial para solicitar la aplicación del Estatuto del Personal Investigador Predoctoral en Formación (EPIPF), recogido en el Real Decreto 103/2019, de 1 de marzo, reclamando la diferencia salarial que deberían haber percibido si este Estatuto hubiese sido aplicado. La mayoría de las demandas fueron desestimadas en primera instancia, aunque algunas de ellas prosperaron en el Tribunal Superior de Justicia del País Vasco. No obstante, la UPV/EHU está dispuesta a llegar hasta la última instancia para evitar reconocer este mínimo derecho (las cantidades no alcanzan los 2.000 euros por investigador), y ya ha anunciado que va a recurrir ante el Tribunal Supremo.

La situación es todavía más precaria para quienes no consiguen alguna de las competitivas becas de investigación disponibles. Es el caso del alumnado de doctorado sin contrato, que frecuentemente no dispone de un local adecuado de trabajo, pese a pagar anualmente tasas de matrícula que apenas se reflejan en otros recursos más allá que el acceso a la biblioteca y laboratorios específicos. Asimismo, la Universidad no deja de tener una actitud excluyente hacia los y las alumnas que no provienen de la Comunidad Autónoma, y no ofrece contratos de trabajo a estudiantes con becas de instituciones extranacionales, que por lo tanto siguen constando solamente como estudiantes de doctorado. Todo eso, pese a que existen programas de doctorado en los que casi el 80 por ciento del alumnado procede de América Latina.

En octubre de 2020 la CNT convocó una huelga sectorial, en la que, entre otros factores, se exigía el desarrollo de un sistema de financiación completamente público,  la eliminación de las tasas universitarias, en defensa de una Universidad totalmente pública y gratuita, la eliminación de contrataciones fraudulentas y precariedad laboral, y el fomento de la cultura de la cooperación científica en lugar de la competencia.

En busca de la consolidación de estos objetivos, nos unimos a las demandas del colectivo predoctoral, que el 24 de marzo se vuelve a movilizar en una concentración frente al aulario de San Sebastián, a las 13:00, para pedir que las y los investigadores predoctorales sean incluidos en el convenio laboral de la UPV/EHU, eliminando el carácter formativo de los contratos, la igualación del sueldo al del profesorado ayudante, la eliminación de la matrícula y las tasas de doctorado, un control real sobre la carga docente que ejercen,  que todos y todas las doctorandas dispongan de los mismos recursos e infraestructuras para el desarrollo de su investigación, y que todo el personal predoctoral tenga un contrato de trabajo.



[1] https://www.publico.es/politica/administracion-vasca-soporta-temporalidad-laboral-alta-europa-hay-gente-lleva-30-anos.html
[2] https://www.observatoriuniversitari.org/es/files/2021/03/Requisitos-reconocimiento-universidades-2021-03.pdf , p. 32.
[3] https://www.eldiario.es/sociedad/precariedad-asola-campus-forma-profesores-temporales-mitad-universidades-espanolas-incumple-ley_1_7322760.html
[4] Idem, p. 39.
[5] https://elpais.com/elpais/2018/03/15/ciencia/1521113964_993420.html

Fuente de la imagen: Ecuador Etxea

  • La central anarcosindicalista considera esencial “movilizar todos los trabajadores y trabajadoras del sector público de la Comunidad Autónoma del País Vasco” si se quiere acabar con la precariedad en el sector.
  • “No nos podemos permitir este abuso de la temporalidad de las administraciones públicas, que es del 40 %, la más alta de todo el Estado”, ha denunciado CNT

CNT, en su firme compromiso de mejorar las condiciones laborales de los y las trabajadoras más precarias dentro de la Administración, ha decidido apoyar y sumarse a la huelga del 22 de abril. “Creemos totalmente acertado el hecho de que se lleve a cabo una huelga que abarque a todas las trabajadoras del sector”, ya que, según la central anarcosindicalista, la problemática del abuso de la temporalidad es algo que se da en todo el sector público: educación, sanidad, y en todas las administraciones (Gobierno Vasco, diputaciones, ayuntamientos y Administración del Estado).

La tasa de temporalidad es del 40%, y a las 58.700 trabajadoras y trabajadores interinos, “habría que añadir a las que están en sectores subcontratados y privatizados, donde esa temporalidad es prácticamente absoluta”.

“Todo esto vulnera las normativas del Derecho Europeo sobre la utilización abusiva de la temporalidad, además de vulnerar también el Estatuto del Empleado Público”, ha señalado la CNT. De hecho, el mismo Tribunal de Justicia de la Unión Europea ha reconocido que las administraciones públicas españolas, entre las que se incluyen las de la CAPV, abusan de la temporalidad con la figura de los interinos, encadenando años de contratos temporales cubriendo puestos de trabajo estructurales.

Por otro lado, desde CNT también se exige la publificación de sectores subcontratados y privatizados, ya que “sólo suponen un beneficio para las empresas a costa de peores condiciones de trabajo y peor servicio a la ciudadanía”, ha subrayado CNT.

Por todas estas razones y más, CNT se suma a la huelga convocada por SATSE, ESK; LAB, CC.OO., ELA y STEILAS, con la esperanza que se inicie una dinámica que abarque a todas las trabajadoras del sector.

  • TUBACEX pone sobre la mesa 136 despidos y un ERTE para el resto de la plantilla.
  • "La solidaridad con la plantilla de TUBACEX es una obligación como clase obrera que somos", indica el delegado de la sección sindical de CNT en Tubos Reunidos.

La sección sindical de CNT en TUBOS REUNIDOS (TRI) comunicó su apoyo y solidaridad a los y las compañeras de TUBACEX, acompañándolas en su lucha. En dicha empresa llevan en huelga indefinida desde el día 15 de febrero, más de 30 días ya. Tensión en los piquetes informativos, cargas de la Ertzaintza para facilitar la entrada de autobuses con personal no solidario con la lucha que se esta manteniendo; el resultado ha sido personal de TUBACEX contusionado. “Hay que subrayar que la fabrica no ha producido ningún día”, señala el delegado sindical. La demostración de solidaridad de la clase trabajadora en Aiaraldea es algo a remarcar: plantillas de multitud de empresas del entorno, la vecindad, negocios de la zona y alrededores, todo un ejemplo de apoyo mutuo.

"Las medidas que pretende aplicar la dirección de Tubacex son la vuelta de tuerca que quiere dar la patronal: externalizar trabajos, flexibilidad, en definitiva, precarizar el empleo; no es cuestión del mercado, es la oportunidad de sacar tajada de la triste situación actual", nos remarcan desde la central anarcosindicalista. "Represión y criminalización es la respuesta que desde las instituciones se da a la lucha que mantienen las personas que defienden sus puestos de trabajo, son las instituciones públicas quienes están facilitando los ERTEs y EREs indiscriminadamente, son los partidos políticos los que están legislando en favor de los que más tienen. Las puertas giratorias funcionan a la perfección" declara CNT-TRI.

A la pregunta de cómo valora la CNT la actuación del Gobierno Vasco ante este conflicto, la respuesta es contundente: "El Gobierno Vasco y Confebask son los mismos perros con diferente collar. No se deben financiar empresas con dinero público y mucho menos a empresas que ejecutan despidos" nos responde CNT.

  • Durante el Congreso Inaugural de la Confederación Internacional del Trabajo de 2018, celebrado en Parma (Italia), las secciones acordaron que la Secretaría General de la CIT tendría una duración de dos años. En ese mismo congreso se decidió que la anarosindical alemana, FAU, pasaría a ser la siguiente sección, tras la CNT, en tomar el testigo de la Secretaría General.
  • El nuevo secretario de la CIT, Mahmoud Homsy, es miembro de FAU Berlín. Ha estado activo en el área de trabajo internacional de la FAU durante años y formó parte en la fundación de la nueva confederación internacional.

El Periódico CNT ha podido entrevistar al nuevo Secretario de la CIT. En las siguientes líneas se puede leer la entrevista que Suso García le ha realizado.

Antes de nada, Mahmoud, agradecerte que nos dediques tu tiempo para los lectores de nuestro periódico confederal.

Pregunta.— ¿Cómo afrontas esta nueva responsabilidad a nivel personal?

Respuesta.— Conociendo la larga Historia de la Internacional, no puedo sentirme más que honrado porque me hayan confiado este puesto, pero en verdad me siento abrumado. Ya tengo muchos compromisos no directamente relacionados con esta secretaría y veo la infinidad de tareas que debo atender ahora si quiero realizar mis compromisos con la CIT lo mejor posible. Me imagino que estos nervios son los normales ante tanta responsabilidad.

"En este momento hay unas 20 personas que ayudan activamente al comité de enlace y al secretariado, pero este número tendrá que crecer si queremos alcanzar las metas que nos propusimos."

P.— Aunque las secciones tienen muchos años de andadura, la CIT es muy reciente. ¿Cómo encuentras de salud a nuestra Internacional y cuáles crees que son a día de hoy nuestras prioridades organizativas?

R.— Miguel, mi predecesor, de la CNT de Madrid, sentó con éxito las bases para el desarrollo de la CIT. Todos los canales de comunicación ya están en funcionamiento (El sitio web, las redes sociales), así como las finanzas (cuotas de las secciones) que son la base económica de nuestros presupuestos. Pero aún queda mucho por hacer antes de que podamos realmente ponernos manos a la obra. La prioridad obvia es la implementación de las áreas de trabajo adoptadas en el congreso. En este momento hay unas 20 personas que ayudan activamente al comité de enlace y al secretariado, pero este número tendrá que crecer si queremos alcanzar las metas que nos propusimos.

P.— Nuestros planteamientos y nuestro modelo son claramente distintos de los del sindicalismo oficial. ¿Es nuestro modelo válido y eficaz? ¿Crees que será bien acogido entre los trabajadores?

R.— Os puedo contar de manera más fidedigna lo que veo en Alemania. Es muy difícil para nuestro modelo sindical afianzarse en un país occidental como es Alemania. Hay tanto privilegio aquí. Hay mucho trabajo porque los mercados financieros invierten en Alemania, ya que se considera que tiene una economía segura y estable y la red de seguridad social está más o menos intacta. La gente piensa que el mercado y el estado se encargarán de las cosas. Si dices que eres revolucionario, se preguntan en qué planeta vives. Si te quejas de tu trabajo de mala calidad, te dicen que eres un ingrato o que debes trabajar más duro para conseguir un trabajo mejor. La gente se pregunta si los sindicatos en general son válidos. Entonces, en ese entorno, a veces me pregunto si nuestros principios básicos de solidaridad, ayuda mutua, acción directa y de base y revolución no estarán cerrados en una sociedad como esta.

Estas dudas al final no hacen más que reafirmarme en nuestras ideas. La satisfacción de ayudar a las personas a alzar la voz en un conflicto, el placer de colaborar con personas de ideas afines, no tiene precio.

No puedo decir si, en general, los trabajadores recibirán bien nuestro modelo sindical. He experimentado que hemos sido bien recibidos aquí y allá por los trabajadores en los conflictos en los que nos hemos presentado. Solo puedo esperar que todo esto lo recuerden, crean en él y lo practiquen en el futuro.

Pero la gente está ocupada, sus prioridades cambian, se sienten frustrados por nuestras estructuras ineficaces, por lo que dejan de estar activos. Por eso lo importante de reforzar nuestras Organizaciones. Ser eficaces.

Sea como sea, lo cierto es que continuamos luchando y hay un claro crecimiento de afiliados.

"Nos hemos propuesto recopilar documentación sobre la organización sindical y la acción industrial de las secciones, y utilizarla para realizar nuevo material de formación, que sea relevante a nivel mundial."

P.—¿En el plano internacional, donde esperas que haya nuevas secciones que soliciten el ingreso en la CIT?

R.— La IWW en Europa probablemente pedirá el ingreso en la CIT en poco tiempo (Ahora ya lo están la IWW de USA y Canadá), y esto supondrá que por ejemplo en Alemania, dos organizaciones distintas podrán formar parte de la misma Internacional.

En Brasil, esperamos que FOB se incorpore igualmente.

Como parte de nuestra estrategia de expansión, que fue una de las áreas de trabajo adoptadas en el último congreso, hemos formado grupos de trabajo regionales para Asia y las Américas, que se están acercando y trabajando en red con diferentes sindicatos e iniciativas sindicales. Veremos si de esta manera, despertamos el interés de alguna Organización de convertirse en nuevo miembro.

Lo que espero es que en el futuro se formen más grupos de trabajo regionales de este tipo para ampliar estos esfuerzos a las Regiones del mundo donde no tenemos presencia…

P.— Cómo crees que podemos profundizar la relación con otros sindicatos alternativos y revolucionarios a medida que la Internacional vaya creciendo numéricamente e implantándose en nuevos países.

R.— A nivel internacional, veo que nuestros principios de solidaridad y ayuda mutua son buenas herramientas para que la CIT sea conocida y respetada.

En estas últimas semanas nos hemos unido a la campaña de GWTUC contra Dragon Sweater, dejando a un lado las diferencias ideológicas, y estamos ofreciendo nuestra solidaridad a nuestros compañeros desde infinidad de lugares en el mundo. Estas actividades llamarán la atención de otros sindicatos que verán en la CIT un referente.

Otra área de trabajo que adoptamos en el último congreso y que nos va a servir como herramienta de expansión es la formación. Nos hemos propuesto recopilar documentación sobre la organización sindical y la acción industrial de las secciones, y utilizarla para realizar nuevo material de formación, que sea relevante a nivel mundial. Si podemos presentar este material a sindicatos en diferentes países, sería una excelente manera de presentarles nuestras ideas y entablar relaciones. Sin embargo, todavía queda mucho trabajo por hacer a este respecto porque no olvidemos que somos una Organización muy reciente.

P.— Y unas palabras finales que quieras enviar a nuestros militantes...

R.—¡Espero que todas y todos los compañeros se mantengan sanos para este otoño e invierno! Mis pensamientos están con todos vosotros.

  • CNT considera que la derogación del artículo 315.3 del Código Penal, que tipifica los piquetes como delito con penas de cárcel es un avance.
  • Sin embargo, ciertas acciones de los piquetes se tipifican también como injurias y calumnias, cuando en el ámbito laboral “no deberían tener trascendencia penal”

El Congreso de los Diputados ha aprobado la derogación del artículo 315.3 del Código Penal, que criminaliza a los piquetes en la huelga. “Todavía habrá que esperar a que su derogación salga publicada”, ha señalado CNT.

Sin embargo, desde la organización anarcosindicalista consideran que todavía queda mucho para que los piquetes durante la huelga “no sean criminalizados”. Por un lado, hay acciones de los piquetes que se tipifican también como injurias y calumnias; sería necesario que en el ámbito de los conflictos laborales, “estos tipos penales fuesen repensados como sucede, por ejemplo, en el de la política, en la que pueden llamarse recíprocamente filibusteros, estafadores o terroristas, sin ninguna trascendencia penal”, ha resaltado la organización anarcosindicalista.

Por otro, también hay que derogar la Ley Mordaza, derogación que estaba incluida en los programas electorales del PSOE y Unidas Podemos. La Ley Mordaza se utiliza indiscriminadamente por las diferentes policías “para amenazar y amedrentar a los y las trabajadoras en concentraciones, manifestaciones y huelgas”, señala CNT. De esta manera, se vacía de contenido, entre otros, el derecho de huelga, ya que los piquetes informativos forman parte del contenido esencial del derecho de huelga.

Por lo que instan a que se prosiga legislando en defensa de los y las trabajadoras, y se derogue la Ley Mordaza, ya que, si no se hiciera, “se seguirá penalizando a los piquetes, con esta legislación lesiva para los y las trabajadoras”, ha señalado la organización anarcosindicalista.

  • La sección sindical critica el acuerdo firmado entre Comité de Empresa y Dirección, ya que “han regalado dinero a la empresa a cambio de nada”
  • “El acuerdo de mantenimiento del empleo es papel mojado”, denuncia la CNT.

El 16 de marzo de 2020 se llegó a un acuerdo en el que prácticamente complementaba la diferencia entre el sueldo habitual y lo que se cobrase por estar en ERTE, además de otras cuestiones, “con el objetivo de cubrir el empeoramiento económico de la plantilla”, remarca la sección sindical.

Sin embargo, desde abril de 2020, el objetivo de la empresa ha sido el de anular el acuerdo, ya que “dejó de pagar ese complemento, generando una deuda hacia los y las trabajadoras”. El Comité de Empresa, en el que se encuentran representantes de ELA y LAB, comenzó a negociar con la empresa en verano de 2020, negociaciones a las que luego se incorporó la sección sindical de CNT. Los planteamientos de la sección sindical fueron ninguneados: una de las líneas rojas anarcosindicalistas era la de no hacer quitas a favor de la empresa; otra era la de hacer un seguimiento económico y crear una comisión de seguimiento, además de que la plantilla decidiese en asamblea previamente al acuerdo. Cuestiones que el Comité de Empresa a omitido totalmente en el acuerdo suscrito con la empresa. De hecho, ha negociado el pago de la deuda reduciéndolo a cambio de “compromisos que son papel mojado”.

Con lo firmado, “tal como se le planteó al Comité, en caso de existir causas económicas o de otro tipo, la empresa sigue en su derecho de poder despedir”, ha resaltado CNT. Además, en caso de Concurso de Acreedores, “la clausula de mantenimiento del empleo no se mantiene, y la deuda sería de crédito ordinario, esto es, muy difícil de cobrar”.

Por eso la sección sindical no apoya el acuerdo, ya que es perjudicial para los intereses de los y las trabajadoras.

  • La empresa que gestiona la tienda Carrefour Express de Leioa deberá readmitir a la trabajadora.
  • "El juzgado, afortunadamente, ha entendido lo evidente, juzgando en favor de la trabajadora", subraya el sindicato.

El pasado 2 de febrero, el Tribunal Superior del Pais Vasco desestimaba el recurso presentado por Supermercados Montañeses S.L., empresa gestora del Carrefour Express de Leioa, ratificando la sentencia emitida por el Juzgado de lo Social nº 1 de Bilbao, la cual declaraba el despido de la compañera como nulo. Esta sentencia corrobora las tesis de CNT, que desde un primer momento "vimos que este despido había sido motivado por las medidas de conciliación familiar que había solicitado la trabajadora", ya que afirma que "la empresa demandada no ha desplegado prueba alguna de la causa aducida como motivadora de despido". Más aún, el juzgado resalta que "la empresa demandada ha llevado a cabo contrataciones […] habiendo incluso convertido un contrato temporal en indefinido".

Desde CNT "queremos destacar la importancia de esta victoria, ya que es un claro ejemplo de lucha por los derechos laborales que empresas y patronales nos intentan arrebatar día tras día, más aún, en sectores feminizados y tan precarizados como el del comercio de alimentación".

De la misma manera, desde la central anarcosindicalista se insta a todas las trabajadoras y trabajadores de Carrefour Express a unirse y luchar por los derechos que les corresponden.

Fuente de la imagen: Ecuador Etxea

 

Este año hemos vivido una situación excepcional que nos ha permitido, en mayor o menor medida, contemplar los estragos de una sociedad cuyas prioridades están basadas en el capitalismo: el beneficio económico, la actividad frenética imparable y el consumo desmedido. Hemos contemplado atónitas como, una vez más, se priorizaba la economía a la vida. Lo cual supone, como todas sabemos, perder vidas humanas a cambio de salvar la temporada de verano o la de Navidad. No podemos olvidar que las nefastas consecuencias por causa de la COVID-19 han recaído especialmente sobre las mujeres trabajadoras, quienes hemos sido imprescindibles en la lucha contra la pandemia desde los sectores esenciales (limpieza, alimentación, sociosanitario, enseñanza, etc.). De nuevo, las mujeres trabajadoras hemos tenido que lidiar con los problemas de la conciliación. Esta vez, con una dificultad añadida: el teletrabajo.

Ante la evidente necesidad de proteger a las personas y de poner en valor los cuidados, desde la Confederación Nacional del Trabajo, en este 8 de Marzo nosotras reivindicamos el feminismo de clase, sindicalista y combativo, como nuestra mejor defensa. Un feminismo que transforme la vida desde la raíz y que ahonde en las claves para la consecución de una sociedad orientada al cuidado de la vida y a ponerla en el centro. Un feminismo que encuentre en el sindicato una herramienta eficaz para recuperar nuestras vidas, para protegerlas y para dignificarlas. Para conciliar vida y trabajo y para disponer de NUESTRO tiempo y priorizar lo importante.

Porque es en el sindicato donde, día a día, conquistamos nuestros derechos y ganamos terreno a la explotación y a la precariedad; a las horas extras obligadas y no remuneradas, a las jornadas interminables, a los cambios de horario que nos incapacitan para tener vida más allá del trabajo, a la discriminación y los abusos, a los despidos… En definitiva, a la falta de control sobre nuestro sustento y nuestras vidas.

Es en el sindicalismo combativo, donde recuperamos lo que es nuestro y trabajamos juntas para doblegar esa carga que suponen —especialmente a las mujeres— las dobles y triples jornadas con las que lidiamos a diario: en el trabajo, en la casa, durante la maternidad… Un sindicalismo desde el que luchamos para que estas cargas sean realmente repartidas y la responsabilidad sea compartida, para tener garantías y cuidados cubiertos para toda persona dependiente y para lograr conciliaciones que no supongan expulsar a las mujeres del trabajo.

Un sindicalismo útil y eficaz, un espacio de aprendizaje y de revisión, donde nosotras recordamos a las que nos precedieron y desde donde luchamos a diario por erradicar la violencia contra las mujeres, creando redes de apoyo reales que incidan sobre la vida de cada mujer y la mejoren a través de la defensa de nuestros derechos. Donde involucramos a todas las personas que conforman el sindicato para construir esa sociedad más justa que nos sostenga como personas y priorice la vida ante todo.

Por todo ello, es importante recordar que este 8 de Marzo, al igual que todos los días del año, es en el sindicalismo combativo, en CNT, el lugar donde podemos luchar desde un feminismo de clase, continuado y sostenido en el tiempo. Es por ello que nosotras debemos seguir aprendiendo, militando y siendo ejemplo en nuestros sindicatos: formando a otras mujeres, animando a más compañeras a formar parte del cambio, siendo todas partícipes y reconociendo nuestra capacidad.

Por un feminismo de clase, sindicalista y combativo, y por nosotras en CNT: ¡Viva el 8 de marzo y la lucha de las trabajadoras!

  • Se llevan a cabo actos en todo el estado en contra de los 9 trabajadores despedidos
  • “El juicio es el 11 de marzo y la multinacional pretende hacer lo que le da la gana con su plantilla, sea legal o ilegal”, denuncian desde el sindicato

Heny Schein es empresa multinacional de suministros sanitarios, que ha obtenido gandes beneficios durante la pandemia. “Eso no ha amedrentado para despedir a 9 personas empleadas en el Centro Logístico de Seseña (Toledo)”, ha denunciado la CNT local. Pretenden utilizar causas objetivas, “cosa que es falso e intentaremos demostrar en el juicio”, ha resaltado la organización anarcosindicalista.

Los actos de solidaridad se han extendido por todo el estado, también en Euskal Herria. Se realizó un acto de protesta en la sede de la multinacional en el Polígono Industrial Ugaldeguren en Derio, exigiendo la readmisión de los compañeros despedidos.

Agenda

Sin eventos